Nota del día
El gobierno debe tener claro que la tecnología no se compra, se genera
22 abril Por: Juan Méndez
Pin It

El desarrollo de las tecnologías de información pueden ayudar a consolidar las redes de investigación y enlaces entre universidades y el sector empresarial y particularmente con la sociedad.

Las políticas públicas son ese conjunto de acciones y directrices que están a cargo del estado para resolver o abordar problemas de la sociedad en diversos ámbitos como son la salud, la seguridad, infraestructura y educación entre otros temas de interés social para buscar el bien común de las personas.

La aplicación de la ciencia es determinante para el desarrollo y la innovación de un país y ésta debe contar con los recursos necesarios para dar paso al desarrollo de proyectos que tengan un impacto en la sociedad, señalaron académicos de la UPAEP.

El gobierno debe tener claro que la tecnología no se debe comprar, si no que se debe generar, es uno de los principales obstáculos que enfrenta nuestro país actualmente, tenemos una balanza comercial deficitaria,

“compramos más tecnología de la que se genera en México, lo cual ha obstaculizado el desarrollo económico del país y por consecuencia ha impedido generar una mayor competitividad”, aseveró Damián Emilio Gibaja Romero, Director del Área de Matemáticas de la UPAEP.

Dijo que uno de los retos inmediatos en este campo de la ciencia y tecnología es reestructurar el mercado laboral académico para propiciar una mayor absorción de egresados de posgrado para desarrollar  la ciencia e investigación, además de fortalecer las redes de colaboración a lo largo del país entre las diferentes instituciones públicas y privadas.

Gibaja Romero afirmó que el desarrollo de las tecnologías de información puede ayudar a consolidar las redes de investigación y enlace entre universidades y el sector empresarial y particularmente con la sociedad.

Dijo que en México el campo de la ciencia y tecnología se percibe como algo elitista, algo que sólo pertenece a ciertos grupos sociales o ciertas cúpulas empresariales, cuando el impacto es positivo para toda la sociedad mexicana.

En su intervención, Angélica Gutiérrez Guerrero, candidata a doctor en el doctorado en Planeación Estratégica y Dirección de Tecnología de la UPAEP, señaló que de acuerdo a la Ley de Ciencia y Tecnología en el país, indica que el objetivo principal es el de impulsar, fortalecer y consolidar la ciencia y tecnología en tres puntos centrales, la investigación científica, el desarrollo tecnológico y la innovación.

Manifestó que en México hay cerca de 28 mil investigadores a nivel nacional y una producción científica de 25 mil artículos anualmente, pero si lo comparamos con Brasil y América Latina, el país amazónico publica 80 mil artículos cada año, con la diferencia de que no cuenta con un programa de pago por mérito de investigación como el que se tiene en México, pero, Brasil, si aporta más dinero proveniente del producto interno bruto para la investigación.

Asimismo, comentó que en el caso de nuestro país con la reciente reforma, los investigadores de las universidades privadas se quedaron sin el apoyo de CONACYT y estamos hablando de alrededor de 6 mil 800 investigadores que impactarán en la cantidad de artículos publicados.

Con relación a la parte de desarrollo e innovación en el país, México es uno de las naciones más bajas en la generación de patentes de acuerdo a la OCDE, además de que tiene una baja inversión en ciencia y tecnología.

Señaló que el gasto total que ha mantenido México en las últimas décadas en ciencia y tecnología ha sido del 0.4 o 0.5% del PIB aun cuando existe un mandato que señala que debe ser mínimo del 1%; mientras que hay otros países que tiene un 2.3% de inversión para este rubro.

Advirtió que pensar en que invertir en ciencia y tecnología es un gasto excesivo, es un error, porque invertir en ciencia es una parte prioritaria para un país y todo lo que conlleva la ciencia y tecnología para el bienestar de una sociedad.

Gutiérrez Guerrero con respecto a las políticas públicas manifestó que se requiere de una visión a largo plazo, aprovechar las nuevas tecnologías y validar las necesidades del mercado y de las empresas, así como incrementar la cantidad de investigadores y sobre todo, fomentar la investigación científica e invertir más en ciencia y tecnología.

Enfatizó que las tecnologías de información han llegado a ser un boom en la revolución digital y hay países que están invirtiendo fuertemente en tecnología, en inteligencia artificial, en big data, por lo que es importante validar las políticas públicas en México para fomentar la innovación y lo mismo sucede con otras políticas públicas que necesitan ser revisadas como es el caso de las energías limpias y de telecomunicaciones, por mencionar algunas.

Para Sandra Murillo Cano, Directora de la Facultad de Tecnologías de Información de la UPAEP, dijo que las tecnologías de información juegan un papel fundamental en la capacidad de las naciones, para acceder a nuevas oportunidades de desarrollo y condiciones de prosperidad para la población.

Destacó que actualmente, México tiene enfrente un enorme potencial por explotar en el campo de la ciencia y tecnología, y no sólo por la posición geográfica que tiene, sino por la madurez del talento y de las empresas, el sector digital y la vigencia de los tratados de libre comercio con que cuenta.

Señaló que el tratado comercial del T-MEC puede servir como un catalizador para potencializar el desarrollo de tecnologías de información y sobre todo, generar políticas públicas encaminadas al desarrollo de la ciencia y tecnología.

Murillo Cano indicó que es importante contar con políticas públicas que permitan enfrentar los retos que tiene México actualmente en el desarrollo de ciencia y tecnología para atender las necesidades de cada sector productivos del país.

En ese sentido, Enrique Sánchez Lara, Director de Administración de Tecnologías de la Información y Comunicaciones (ATIC/Redes e Internet) de la UPAEP, sentenció que es importante trabajar en el diseño curricular del modelo educativo del país, para fomentar una buena educación tecnológica, como es el caso de las ciencias básicas duras para que desde ahí, los niños tengan como el hábito el desarrollo científico y tecnológico y también fomentar eventos científicos como el que organiza la UPAEP con Milset, las ExpoCiencias y eventos similares que hay en el país para que los jóvenes estén generando inventos, prototipos y generar tecnología en sus diferentes áreas.

Sánchez Lara demandó que se debe fomentar más el interés por la ciencia y tecnología en los niños y adquisición de apoyos por otros medios y que no sean únicamente los que provienen de parte del estado, para continuar generando innovación y desarrollo de la ciencia en el país.

Galerías