Pin It

Por: Gibsy Sagrario González García

 [La joven de Tayikistán relata cómo se enamoró de México y de UPAEP.]


Gulnora Umarova Bekmurodovna, estudiante de Psicología Clínica por la Ural Federal University de Rusia, y proveniente de Tayikistán, actualmente cursa un semestre de intercambio en UPAEP nos cuenta su experiencia en esta Institución y en México.

¿Cómo terminas en Rusia?
Decidí irme sola a Rusia porque mis padres no podían moverse mucho ya que tenían que cuidar a mi abuela; además, quería sentirme más independiente y libre.

¿Por qué decidiste venir de intercambio y por qué México?
Quería aprender español así que a finales de abril fui a mi oficina internacional, revisé programas porque siempre había soñado con realizar un intercambio y entre las opciones estaban España, Colombia o México, pero Europa para mí era muy costoso, y elegí venir a México por encima de Colombia porque no conocía mucho del país.

En 2016 hubo una especie de feria internacional en mi universidad, ese fue mi primer contacto con México antes de llegar aquí. Vi sus bailes, sus trajes y toda esa parte cultural que llamó mi atención, pero lo que realmente me convenció fue el trato de la gente pues fueron sumamente amables. Para mí era un plus porque podía practicar mi inglés con ellos, esa también fue una de las razones por las que me decidí por México al final.

¿Cómo fue tu llegada a Puebla?
Cuando llegué a Puebla estaba extremadamente cansada, había pasado dos días y medio volando, de Ekaterimburgo-Moscú-Madrid-México y de ahí venir a Puebla. Mis primeros días los pasé con los amigos mexicanos que conocí en Rusia, y yo estaba tan cansada que la primera semana me la pasé durmiendo debido al cambio de horario, pero ellos fueron muy comprensivos, me entendieron perfectamente. Además, mi equipaje se perdió en Madrid, entonces compré cosas básicas para vestirme pues mis cosas llegaron un mes después.

¿Cómo te adaptas a la Universidad?
La universidad aquí me gustó mucho, es muy grande, muy bonita y muy segura, por los policías estudiantiles.

En el tema académico, fue muy difícil para mí elegir cursos, pero me siento muy orgullosa de poder tomar cursos de 4 horas al día para aprender un poco más de español, eso me gustó.

Los maestros, por ejemplo, son distintos porque en Rusia son mayores y muy estrictos pero aquí son jóvenes y un poco más liberales y amigables, son más flexibles.

El curso que más me gusta es inteligencia emocional, porque podemos hablar de nuestras propias historias, y ello es muy útil.

¿Qué opinas de la cultura mexicana?
En los tres meses que llevo aquí, la cultura es demasiado distinta a la rusa, aquí todos son muy amigables y te hacen sentir en familia, son más sonrientes y cálidos, en Rusia la gente es un poco más seria.

De una cosa que me di cuenta es que pese a estar cerca de Estados Unidos, no todos hablan inglés, pero eso no ha sido una limitante, pues todos intentan ayudarme a entender y siempre son muy amables.

En la parte gastronómica, estoy impresionada porque a mí no me gustan las cebollas, y aquí tienen unas gigantes. También todo es muy picante, y allá no tenemos muchos lugares de comida mexicana. En Rusia la gente hablaba justamente de esto, y yo moría por venir y probarlos pero hasta ahora lo que más me gusta son las cemitas.

En la parte social, algo que me extrañó y me hacía sentir mal era la gente mayor empacando mis cosas en el supermercado, en Rusia tu empacas tus propias cosas pero aquí verlos hacer eso por mí, me hacía sentir mal.

¿Cuéntanos algo bueno y algo malo de vivir en México?
Algo bueno es que he podido visitar muchos pueblitos mágicos, México es hermoso y quisiera conocer muchos más; más comida, más de todo. Por otro lado, algo malo es que aquí me toca caminar pues no puedo usar transporte público y realmente no es tan seguro como en Rusia, tienes que estar siempre alerta y cuidando tus cosas.

¿Recomendarías la UPAEP?

Totalmente, de hecho ya lo hice, a todos mis amigos en Rusia les he recomendado venir a UPAEP, me parece una buena universidad, además recomendaría que se arriesguen, yo vine sin pedir consejos ni tips porque quería conocer.

Lo más reciente

Galerías Institucionales